IBLNEWS Fundado en 1998.
Edición número: 7704
Noticias para la comunidad hispanohablante

Marginadas y pobres de espritu


por Mikel Amigot

17/10/2018


(Hong Kong, 17 Octubre 2018)

Todas las sociedades ocultan colectivos que viven en condiciones de semi-exclavitud. En Hong Kong, el visitante tropieza con la realidad de 300.000 mujeres Islámicas que han emigrado de Indonesia, Mindanao u otras regiones musulmanas de Filipinas, para trabajar como asistentes domésticas. Aquí trabajan a razón de 16 horas diarias, de lunes a sábado, ocupándose de limpiar, cocinar y cuidar niños... mientras son monitorizadas por webcam. Perciben el equivalente a unos 600 dólares, que es tres veces más de lo que ganarían en Indonesia o Filipinas. Una parte de ellas mantiene así a hijos y familiares en la distancia. Otra, sin lazos familiares, vive aislada y desconectada hasta que se inicia en relaciones online, a veces con yihadistas.

Los domingos, estas chicas de servicio están obligadas por ley a dejar la casa donde trabajan y disfrutar de su día libre. Salen en tromba a las calles de Hong Kong y se reúnen con otras compañeras, bajo puentes, en parques y aceras. Extienden un plástico, se sientan alrededor unas de otras, cocinan, hablan por Skype, se hacen la manicura o el pelo, cantan, sonríen, lloran, hasta que acaba el día y vuelven a los apartamentos en edificios de bloques donde trabajan. Les espera una semana durísima. A veces, cuando el empleador es poco caritativo, duermen en el suelo, comen sobras y sufren acoso. En otros casos, son más afortunadas y son aceptadas un poco más en las familias honkongnesas.

En todo el mundo, el trabajo de las asistentas es difícil y sacrificado; y estas desheredadas son un ejemplo heroico de entrega en la sociedad moderna. En Hong Kong, donde el lujo se mezcla con la pobreza, el contraste es desgarrador: a la tiranía doméstica se une la exclavitud del Islam. Su nacimiento en aldeas y ciudades dominadas por la religión de la media luna ha marcado su trayectoria. Ellas se consuelan con la oración a Allah, y en la convicción de que el islamismo es paz.

En Hong Kong y China, donde el ateísmo es oficial, se les deja hacer mientras trabajen calladamente y no establezcan lazos con combatientes. En Asia vive dos tercios de la población mundial, y la realidad de estas indonesias y filipinas inmigrantes pasa desapercibida. En Occidente todo esto nos queja muy lejos y además no queremos interferir en asuntos internos de otros países. Cuando nos preguntamos quiénes son los marginados y los pobres de espíritu que heredarán el reino de los cielos, aquí tenemos un buen ejemplo.

Mikel Amigot  
Cronista, Educador  

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Common


Todas estas columnas del día a día, en IBL News.com:

Modelos a seguir
20/03/2019

Espaa: Induce la sanidad pblica al crimen?
19/03/2019

"Hasta la victoria. Que Dios bendiga a Venezuela", dice Maduro
18/03/2019

Venezuela, va a ser una segunda Cuba?
15/03/2019

Espaoles que exploran los lmites
14/03/2019

La historia del espaol en EE.UU. contra Donald Trump
13/03/2019

Corrupcin, incompetencia y fuga de talento
12/03/2019

Y ahora un apagn de cuatro das
11/03/2019

Mujeres trabajadoras: por qu se radicalizan
09/03/2019

Vox en Nueva York: Tradicin y costumbres espaolas
08/03/2019

Mircoles de ceniza en EE.UU.: algo diferentes
06/03/2019

Aerolneas instalan cmaras secretas
05/03/2019

Retiros de Emas: por qu tienen xito
03/03/2019

AOC, la "celebrity" que vende socialismo
01/03/2019

Francisco: Qu planea para acabar con los abusos
28/02/2019

Juicio al Cardenal Pell y Cumbre en el Vaticano
27/02/2019

Anlisis: Un mes despus, Maduro resiste
26/02/2019

Indita cumbre en el Vaticano para proteger a menores
22/02/2019

La izquierda y su superioridad moral: qu hay de cierto
20/02/2019

Trump, a los generales de Maduro: "Podis perderlo todo"
19/02/2019

Más Crónicas desde Nueva York


* NOTA: Las columnas Crónicas desde Nueva York están ahora disponibles para su libre reproducción online o en papel. Si quiere publicar estos artículos en su periódico o web, envíenos un email para concretar su uso. Igualmente, si quiere contactar con Mikel Amigot pulse aquí.


IBL NEWS



comments powered by Disqus