IBLNEWS Fundado en 1998.
Edición número: 7613
Noticias para la comunidad hispanohablante

Guerra sin sangre


por Mikel Amigot

09/04/2018


(Nueva York, 9 Abril 2018)

Desde la puerta de la prisión de Neumünster, Alemania, y también un día después en una abarrotada rueda de prensa en Berlín, Carles Puigdemont reclamó al Gobierno español "diálogo sin condiciones" (presumiblemente, primero, para obtener la libertad de los políticos encarcelados y “en el exilio” y, más tarde, convocar un referéndum pro-independencia). Madrid reiteró ayer, a través del presidente Rajoy, que nada tiene que hablar con huidos y procesados por la justicia.

Más allá de la retórica, que no cambia, hay un elemento nuevo, que se palpa incluso aquí en Nueva York entre españoles y catalanes residentes. Esta crisis ha devenido en una guerra de trincheras, con posturas irreconciliables que han degenerado en acendrado desprecio mutuo. España no está dispuesta a ver desgajado su territorio, y los soberanistas (esto es, el 47 % de la población de Cataluña) sólo admiten una República independiente. La autonomía, por amplia y financiada que sea, les resulta inaceptable. Hay que preguntarse por qué las fortunas familiares de Cataluña, la vieja burguesía regional, ha tomado la postura irreversible de aliarse con la izquierda y grupos anti-sistema. Parece que hayan calculado que será mayor el beneficio económico si alcanzan la República.

Los catalanes independentistas cuentan a su favor con una fuerte motivación, así como una unidad de acción en torno a un político capaz de desenvolverse en francés e inglés. Por su parte, Madrid cuenta con la ley (si bien Alemania la cuestiona), el dinero del presupuesto público, la figura del Rey, y un emergente, aunque tímido, sentimiento pro-español. En contra, una clase política dividida, inculta y desprestigiada por la corrupción, incapaz de diseñar un plan de actuación para acabar con la revuelta catalana y sus TVs y medios de opinión.

En un mundo mediático global tienden a triunfar las ideas y las emociones sobre la razón. La guerra sin violencia entre España y Cataluña, que estos días ha escalado hasta convertirse en amenaza para la supervivencia jurídica de la UE, es una triste quiebra de la convivencia en la península ibérica, consecuencia, a su vez, del relativismo ideológico y de una ausencia mínima de valores humanistas. La historia muestra que la división y el egoísmo político al final sólo traen miseria y angustia. Así que, salvo un milagro, este conflicto español irá de mal en peor. Estamos avisados.   

Mikel Amigot  
Cronista, Educador  

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Common


Todas estas columnas del día a día, en IBL News.com:

Es el populismo un peligro? La batalla hoy es otra
18/12/2018

Innovaciones sorprendentes que veremos pronto
17/12/2018

Estalla la burbuja de las cripto monedas
14/12/2018

Icono de esperanza
13/12/2018

Caos cataln: ms protestas y ahora una votacin con blockchain
12/12/2018

Asegurar el empleo en la era del cambio tecnolgico
11/12/2018

Sanidad universal espaola: un caso de consenso social
10/12/2018

Patrona en trece pases
07/12/2018

El efecto Vox "espaolizar" a los partidos
05/12/2018

Espaa: El fenmeno Vox despierta la ira de socialistas e independentistas
04/12/2018

Andaluca: Hecatombe socialista e irrupcin de la derecha tradicional de Vox
03/12/2018

Creacin de nios modificados genticamente
30/11/2018

Raid policial en la Archidicesis de Houston
29/11/2018

Siguiente oleada de innovacin
28/11/2018

Bitcoin, Ether y cripto monedas: el inversor desconfa
27/11/2018

Caravana de desesperados
26/11/2018

Tecnologa de Realidad Mixta para formar a miles
24/11/2018

Una localidad que presume de brujas
22/11/2018

La historia del homeless samaritano
20/11/2018

Semana tpicamente americana
19/11/2018

Más Crónicas desde Nueva York


* NOTA: Las columnas Crónicas desde Nueva York están ahora disponibles para su libre reproducción online o en papel. Si quiere publicar estos artículos en su periódico o web, envíenos un email para concretar su uso. Igualmente, si quiere contactar con Mikel Amigot pulse aquí.


IBL NEWS



comments powered by Disqus